Sin ttulo copia

Dávalos dijo que no fue imprudente reunirse con Luksic y que le aprobaron el crédito "porque el proyecto se pagaba solo"

El hijo de la presidenta Bachelet, Sebastián Dávalos, profundizó hoy sus dichos sobre la renuncia a su cargo como director sociocultural de La Moneda. En entrevista con El Mercurio detalló sus argumentos, que el viernes sólo repasó a modo general, de porqué dimitió.

Dávalos contó que iba viajando rumbo a Caburgua, a pasar las vacaciones con su madre, cuando el viernes de la semana pasada la revista Qué Pasa publicó una nota sobre el negocio inmobiliario de su esposa, Natalia Compagnon. Su empresa, Caval, obtuvo un crédito de $ 6.500 millones del Banco de Chile para un comprar 44,3 hectáreas en Machalí, los cuales subirían ostensiblemente su precio al cambiar el plan regulador del sector y pasar a ser terrenos urbanos. Cuando eso ocurriera, Caval planeaba venderlos. Para ello hubo una reunión entre el dueño del banco, Andrónico Luksic, en la que Dávalos -sin ser dueño de la empresa, sólo trabajador- estuvo presente.

"No creo que sea imprudente por una razón súper sencilla: si yo trabajo en el mundo privado, como llevaba trabajando mucho tiempo, no puedoe star preocupado de lo que pasa en el Gobierno, y opuesto, si yo trabajo en el Gobierno, no puedo estar preocupado de lo que pasa en el sector privado. Me reclaman porque trabajo en el Estado y porque trabajo en el sector privado. La pregunta entonces es ¿dónde puedo trabajar?", dijo en la entrevista de hoy.

Descartó que dicha cita la haya pedido él en calidad de hijo de la entonces candidata presidencial y enfatizó que el crédito, incluso, se venía gestionando de antes. "No tengo idea, eso tendría que preguntárselo a Andrónico Luksic, no a mí", respondió cuando se lo consultaron por segunda vez.

Una de las grandes polémicas que se ha generado es porque la empresa sólo tenía $ 6 millones de patrimonio y le prestaron $ 6.500 millones. Incluso otros bancos habían rechazado la operación porque consideraban que no cumplía los requisitos: "Los bancos no son entidaes que hagan las cosas azarosamente, los bancos tienen departamentos que estudian cada proyecto y se demoran meses en es

tudiar y resolver cada uno. Este proyecto, entre comillas, se pagaba solo. Era un proyecto que en caso de que hubiese una cesación de pagos, como estaba el mismo terreno en garantía, el banco igual ganaba", explicó.

Dávalos aseguró que "yo no he ganado ningún peso" porque dejó de trabajar en Caval cuando se estaba gestionando el préstamo, no cuandose vendieron los terrenos por un precio de $ 3 mil millones más alto de los $ 6.500 millones prestados. "Mi señora tampoco: la empresa Caval va a tener que pagar seguramente ingenieros, abogados, contadores, oficinas, etc. Y después de todo eso, luego del ejercicio financiero va a poder ver cuánto generó de utilidad, si es que le generó".

En la entrevista, Dávalos descartó que apode peyorativamente "el galán rural", al minsitro del Interior, Rodrigo Peñailillo y dijo que no es cierto que ambos tengan una mala relación. "Lo niego rotundamente. Al ministro Peñailillo le digo, a puertas cerradas y en público, ministro porque entiendo que hay una situación de jerarquía y respeto frente a los cargos".

 

 

 

WhatsApp Image 2018-06-19 at 22.48.15-2